Puerto de Valparaíso extiende sus límites y redobla eficiencia (07-09-09)

Integración alcanzada con ZEAL permite ofrecer altos niveles de seguridad y los mejores tiempos del mercado

FOTO_01
W:400
H:273
135,6 kbDe manera acorde con el concepto que en inglés se conoce como "push the limits outwards", el puerto de Valparaíso se ha modernizado en los últimos años con el objetivo de una creciente integración entre los actores que lo componen. Esto abarca no sólo a la empresa matriz EPV, al terminal de pasajeros VTP y al operador del Terminal Nº 1, TPS, sino además a la Zona de Extensión de Apoyo Logístico (ZEAL), que desde hace un año ha pasado a ser un componente vital de este sistema integrado de servicios portuarios.
A la fecha, este conglomerado puede exhibir los más altos índices de eficiencia del mercado, no sólo de Chile, sino además de Sudamérica, confirmando la posición de Valparaíso como el puerto más importante para el comercio exterior de la región.
La ZEAL, luego de un periodo de marcha blanca que se centró en la temporada exportadora de fruta 2007-2008, ha superado las pruebas que le ha impuesto el rodaje de sus operaciones, alcanzado en la actualidad un punto óptimo en la eficiencia con todo el sistema portuario.
Esta zona de extensión del puerto se ubica a 11 kilómetros de Valparaíso, en la ruta que constituye el acceso sur al mismo, en un recinto de 29 hectáreas que concentra todos los servicios a la carga, revisiones y tramitaciones necesarias, permitiendo un tránsito fluido y expedito para las labores de entrega y retiro de mercaderías. A diferencia de lo que ocurre en otros puertos, los tiempos considerados al momento de medir la eficiencia del sistema involucran a la ZEAL y a sus operaciones como parte integrante de esta cadena.
No obstante, el promedio en el tránsito de camiones en todo este circuito es inferior a una hora, según el registro alcanzado durante el primer semestre de este año para contenedores exentos de aforo o servicios especiales.
Al tomar en cuenta los tiempos medidos sólo desde la entrada a la salida del puerto, el rendimiento alcanzado no tiene rival dentro de la competencia, ya que las cargas de exportación en contenedores ostentan actualmente un promedio de solamente 19 minutos, con el consiguiente beneficio en los costos operacionales de toda la cadena.
Lo anterior es una de las razones que explican el liderazgo indiscutido de este puerto en lo que respecta a movimiento de contenedores dentro del país.
Harald Jaeger, Gerente General de Empresa Portuaria Valparaíso (EPV), explicó que “este alto nivel de eficiencia en los procesos realizados al interior de los dos terminales de Puerto Valparaíso ha sido posible gracias a un modelo logístico que coordina fluidamente y en tiempo real el tránsito de carga y asegura un total control, seguridad y trazabilidad de las mercancías".
Información a la vista
Otra característica distintiva de Valparaíso es el seguimiento permanente de la carga, por parte del sistema logístico del puerto y también por los clientes. Mediante este sistema se puede conocer vía web la ubicación y el estado operativo de la carga, y mantener contacto visual con los vehículos tanto en la ZEAL como en su desplazamiento al puerto y dentro de éste, mediante un eficiente sistema de cámaras de circuito cerrado que da plenas garantías de seguridad.
Valparaíso también ha sido pionero en la digitalización de los trámites necesarios para los procesos de exportación e importación, puesto que desde el año 2007 se encuentran plenamente operativos los sistemas SGA (Sistema de Gate Anticipado) y DCI (Despacho de Cargas de Importación), respectivamente, lo que permite a los agentes de aduanas tramitar las cargas anticipadamente y a los camiones ingresar y salir del puerto sin demoras por esta causa.
Este sistema destaca por una completa integración entre todos los entes que intervienen en la cadena portuaria (Aduana, SAG, Servicio Nacional de Pesca, Servicios de Salud, Agentes de Aduana, etc.), lo que ha redundado en una notable disminución de tiempo y costos durante los dos últimos años en Valparaíso.
ZEAL es parte de un moderno concepto, que ha recogido una larga experiencia de trabajo desde la inauguración del primer antepuerto terrestre en Placilla, a mediados de la década de 1990.
Hoy es una parte indisoluble de la cadena logística del puerto y constituye el acceso a este sistema. Uno de sus beneficios más apreciados radica en que, en épocas como la temporada exportadora de fruta, los transportistas pueden llegar a este recinto antes de que haya arribado la nave y disponen de un lugar seguro de espera, con servicios para las personas y la carga, sin causar congestión en el puerto ni en las calles o accesos a la ciudad.